Home

Existen varios tipos de tratamiento para el cáncer de mama. Los principales son: cirugía, radioterapia, quimioterapia y terapia hormonal. Es común que se combinen varios o todos estos tratamientos, dependiendo del caso de cada paciente.

Se le llama terapia adyuvante al tratamiento que se da después de realizar una cirugía terapéutica, incluso cuando ya no se detecten células de cáncer. El objetivo de este tratamiento es impedir que el cáncer regrese. La quimioterapia y radioterapia son ejemplos de tratamientos adyuvantes, cuando son administrados después de la cirugía. No todos los pacientes requieren terapia adyuvante, esto dependerá del tipo de cáncer que se haya tenido, el estadio en el que fue tratado y el tipo de cirugía que se realizó.
Por otro lado, la terapia neoadyuvante se refiere al tratamiento que se da antes de realizar la cirugía (por ejemplo quimioterapia, radioterapia o terapia hormonal), con el objetivo de reducir el tamaño del tumor y que la cirugía sea algo más sencilla. Es muy importante hablar con su médico para que aclare sus dudas al respecto de qué tratamiento es el indicado para usted, si habrá necesidad de combinar tratamientos y qué esperar antes, durante y después del mismo.